Cómo entrenar a tu Dragón Wiki
Advertisement


Para ver la contraparte de los libros vea: Desdentado

Chimuelo (Toothless en su idioma original y Desdentado para España) es el Dragón de Hipo en las películas. Él es un poderoso Furia Nocturna y el Dragón principal de la franquicia.

Apariencia

Chimuelo es mucho más grande que su contraparte del libro. Sus escamas son de color negro que cubren todo su cuerpo, en los lados tiene pequeñas manchas de luz en un patrón similar a la de una manta raya. Chimuelo posee por lo menos dos pares de alas (un par principal y dos más pequeños cerca de la base de la cola). Su cola debería estar compuesta de dos aletas iguales, pero perdió la izquierda cuando Hipo lo derribó disparándole con su máquina lanzadora de boleadoras. Sin embargo, es capaz de volar ya que Hipo luego le construyó una prótesis para ganarse su confianza. A lo largo de la serie y cortos se muestra que Hipo le ha ido construyendo diversos modelos, tanto en composición como en el color y patrón de la aleta.

chimuelo

Chimuelo tiene los ojos de un color amarillo verdoso. Él puede reducir sus pupilas a rayas  cuando se sienten amenazado o enojado, de forma similar a la de un gato. Pero cuando se siente feliz, sus pupilas se hacen más grandes y más perrunas. Chimuelo recibe su nombre de sus dientes retráctiles.

Cuando se convierte en alfa, todas sus espinas, desde las pequeñas en su frente hasta las que recorren todo su lomo se iluminan adquiriendo un color azul neón, al igual que la base de sus alas y sus fozas nasales.

Personalidad

CV.jpg

Chimuelo es muy inteligente y parece tener un sentido del humor algo seco, similar al de Hipo, de quien tal vez lo adquirió. Él no toma muy bien que lo ofendan u ofender a alguien ni poner en peligro a su amigo humano, pero suele ser juguetón, dócil, incluso tal vez se burla un poco cuando no se ve amenazado. También demuestra una gran curiosidad, imitando las acciones y gestos de Hipo cuando se encuentran por primera vez, como cuando Hipo lo dibuja y él intenta dibujar a Hipo con la rama de un árbol. La inteligencia de Chimuelo se muestra varias veces a lo largo de la película, siendo capaz de entender las palabras y comandos de Hipo y hasta se pone de acuerdo con algunas de sus opiniones. Se demuestra que se dio cuenta de que a Hipo le atrae Astrid, incluso pareció burlarse de él.

Él demuestra ser un luchador muy capaz, por ejemplo, cuando se lanza a la ayuda de Hipo en su batalla con la Pesadilla Monstruosa, Chimuelo rápidamente hace que el dragón se rinda. Chimuelo se muestra también superior a la mayoría de los vikingos, como lo prueba contra Estoico en un enfrentamiento rápido.

Hipo y Chimuelo comparten un vínculo de amistad casi incomparable con los otros. Hipo se refiere a Chimuelo como su mejor amigo a lo largo de la franquicia, incluso Astrid se refiere a él como un amigo. los dos pasan la mayor parte de su tiempo juntos durante los eventos siguientes a la película. En Dragones de Berk Chimuelo duerme en la casa con Hipo y lo sigue a todas partes. Ninguno de los demás dragones demuestra tener tanta lealtad como Chimuelo. Él es protector, colaborador y tiene mucho afecto para con su jinete. Él no solo es una mascota impresionante, él es el mejor amigo de Hipo.

Biografía

Vida Temprana

Chimuelo vivía en el Nido de Dragones en la Isla de los Dragones junto con todos los demás dragones que atacarían Berk y ha nacido unos 15 años antes de los eventos de la primera película.

Algún tiempo antes de la primera película, Chimuelo se encontró con un Muerte Susurrante, con quien comenzó un conflicto. Durante una de sus peleas, el Furia Nocturna hirió al dragón mordiéndole el costado, dejando una cicatriz permanente. A pesar de que los dos dragones finalmente se separaron, ambos se guardaron rencor durante varios años.

En Cómo Entrenar a tu Dragón

Como el único Furia Nocturna conocido, permaneció esquivo y llevó a cabo ataques estratégicos y letales contra el armamento de los vikingos en lugar de robar comida como los otros dragones. Se aseguró de que ningún vikingo lo viera nunca. Después de que Chimuelo destruyó varias de las torres de catapulta de Berk, Hipo, que necesitaba alguna forma de demostrar su valía ante el resto de la aldea, derribó con éxito al Furia Nocturna con su cañón destrozador y lo envió chillando desde el cielo.

Durante el accidente, Chimuelo perdió su aleta caudal izquierda, dejándolo para siempre lisiado por el vuelo natural. Al día siguiente, el joven vikingo encontró al dragón en el bosque y, mientras Hipo se preparaba para cortar el corazón del dragón para llevárselo a su padre, se sorprendió al ver lo asustada que estaba la poderosa criatura.

Hipo finalmente no pudo decidirse a matar a Chimuelo y en su lugar comenzó a cortar las cuerdas para liberarlo. Sorprendido de que lo liberaran, Chimuelo retrocedió, pero en lugar de matar a Hipo, simplemente lo inmovilizó contra el suelo y le rugió en voz alta, antes de intentar huir fuera de su vista. El hecho de que Chimuelo perdonara a Hipo le hizo darse cuenta de que la idea de que los dragones siempre atacan para matar era incorrecta.

A pesar de haber escapado de ser asesinado, Chimuelo se encontró atrapado en una cala, incapaz de volar y, por lo tanto, incapaz de escapar. Sabiendo que el dragón todavía estaba vivo, Hipo descubrió la cala y lo observó intentando pescar y sus intentos fallidos de volar. Chimuelo escuchó a Hipo soltar su lápiz y lo miró fijamente, pero permaneció pasivo. Hipo más tarde regresó donde Chimuelo lo estaba esperando. Aunque sospechaba del vikingo, Chimuelo se volvió relativamente dócil después de que Hipo le ofreciera pescado y se quitara las armas.

El dragón hambriento aceptó la oferta y regurgitó la mitad en el regazo de Hipo, decidiendo "compartir" con él. Hipo siguió el juego y fingió una sonrisa para ocultar su asco. Curioso por el manierismo, Chimuelo puso su rostro en un confuso y cómico intento de sonreír. Hipo estaba asombrado por la inteligencia del dragón y se acercó para tratar de tocarlo. Chimuelo no estaba interesado y voló hacia el otro lado de la cala, donde chamuscó un pequeño trozo de hierba y se acostó. Hipo intentó de nuevo tocar a la criatura, pero Chimuelo no se lo permitió, eligiendo dormir en un árbol.

Después de despertarse de una siesta, Chimuelo notó que Hipo todavía estaba en la ensenada y miró con curiosidad la imagen de sí mismo que Hipo estaba tachando con una ramita. Una vez más, para asombro total de Hipo, Chimuelo mostró su inteligencia dibujando un laberinto de garabatos y líneas en un intento de imitar al niño. Hipo se inclinó hacia adelante para tocar al dragón de nuevo, pero Chimuelo se inclinó hacia atrás y gruñó. Hipo luego mantuvo la mano abierta y cerró los ojos en un acto de confianza, dejando que el dragón decidiera si cerrar la brecha o no. Asombrado por la valentía del niño, Chimuelo inclinó la cabeza hacia adelante y tocó suavemente la mano de Hipo con su hocico durante unos segundos, antes de volar de nuevo.

Hipo, sabiendo que Chimuelo estaba condenado a menos que pudiera volar de nuevo, comenzó a trabajar en una prótesis de aleta caudal para él. Su primer intento falló cuando Chimuelo se dio cuenta de que necesitaba a Hipo para operarlo, después de echarlo. Durante innumerables vuelos de prueba, Hipo diseñó aleta de cola tras aleta de cola, cada intento acercaba al niño y al dragón. Entre estas pruebas de vuelo, Hipo descubrió más de la naturaleza juguetona y curiosa de Chimuelo y usó su nuevo conocimiento a su favor en el entrenamiento de Dragones.

Debido a esto, Hipo se hizo muy popular, para disgusto de su compañera vikinga Astrid. Ahora amigos extremadamente cercanos a través de sus interacciones, Hipo y Chimuelo llevaron a cabo su primer vuelo de prueba adecuado. Aunque se encontraron temporalmente con un obstáculo, los dos se enfocaron entre sí e instintivamente lograron realizar increíbles maniobras en el aire. El vuelo fue un éxito y tanto Hipo como Chimuelo estaban extasiados.

Tomando un descanso de volar, Chimuelo atrapó un pequeño montón de pescado y comenzó a comerlo, mientras Hipo descansaba a su lado. Una bandada de Terrores Terribles se acercó a ellos en un intento de robarles la comida, por lo que Chimuelo se volvió protector de sus peces. Un Terror intentó arrastrar un pez de la pila, pero el Furia Nocturna rápidamente lo recuperó y se burló del pequeño dragón. Mientras el Terrible Terror se preparaba para disparar, Chimuelo envió una ráfaga en su boca, encendiendo el gas dentro de la criatura. Aturdido, el Terrible Terror se alejó, pero Hipo le ofreció un pescado, que el dragón se comió felizmente. Se acercó al chico con cautela y se fue a dormir a su lado.

Después de un par de días, cuando Hipo, sin saberlo, llevó a Astrid a la cala después de que fuera superada en la prueba final. Chimuelo mostró su lado protector asumiendo que ella era una amenaza después de lastimar a Hipo. Solo a través de las palabras de Hipo se las arregló para calmarse lo suficiente, aunque todavía desconfiaba de ella. Cuando Astrid amenazó con decirle al pueblo de su amistad, Chimuelo la secuestró y la dejó varada en un árbol para detenerla. A pesar de que Hipo la invitó a un vuelo para demostrar que Chimuelo no era peligroso, la Furia Nocturna no estaba convencida de que se pudiera confiar en Astrid, y la molestaba por lastima a Hipo, haciendo movimientos atrevidos para aterrorizarla.

Después de que ella se disculpó, Chimuelo siguió las palabras de Hipo y suavizó su vuelo. Les dio a Astrid e Hipo una hermosa "vista de dragón" de Berk y la belleza del momento rompió las creencias de Astrid sobre los dragones. Desafortunadamente, la Muerte Roja eligió este momento para enviar una llamada de dragón, y Chimuelo desvió su vuelo hacia una gran bandada que transportaba grandes cantidades de comida. Hipo y Astrid pronto se encontraron dentro del Nido de Dragones, descubriendo que la monstruosa Muerte Roja efectivamente retuvo a los dragones como rehenes con sus lances y devoró a los que no hicieron ofrendas satisfactorias. Chimuelo salió disparado de la montaña cuando la Muerte Roja trató de comérselo y el trío se retiró apresuradamente de regreso a Berk.

Al día siguiente, Chimuelo escuchó a Hipo gritar desde lejos en la cala. Al darse cuenta de que Hipo debía estar en peligro, Chimuelo logró salir del cañón con las garras e inmediatamente corrió al lado de su humano para protegerlo del dragón que se suponía que debía matar en la arena frente a toda la aldea. Se negó a dejar el lado de su amigo, incluso cuando los vikingos finalmente se unieron a la pelea y se aliaron contra él. Amenazó con matar al padre de Hipo, Estoico, pero solo se detuvo cuando Hipo le gritó que no lo hiciera. Esto hizo que el Furia Nocturna bajara la guardia el tiempo suficiente para ser capturado. Después de enterarse por Hipo de que solo un dragón puede encontrar el Nido, Estoico hizo encadenar a Chimuelo y lo usó como brújula para encontrarlo.

Al llegar a la Isla Dragón, los Gamberros Peludos abrieron la montaña usando sus catapultas. Todos los dragones del interior huyeron rápidamente de la isla, sabiendo lo que se avecinaba. Chimuelo los vio desde el barco en el que se encontraba y se dio cuenta con gran temor de lo que estaba a punto de suceder. A pesar de la sensación inicial de victoria de los vikingos, la Muerte Roja repentinamente salió del Nido y prendió fuego al barco de Chimuelo. Hipo, junto con los otros adolescentes en sus propios dragones, llegaron para salvarlo, pero la Muerte Roja rompió el barco. Hipo se sumergió en el agua en un intento desesperado por liberar a su dragón, pero se desmayó por falta de aire. Estoico (después de salvar a Hipo) se zambulló de nuevo en el agua para liberarlo y el Furia Nocturna llevó al vikingo a la superficie con él. Con un rugido de aliento, Hipo y Chimuelo se unieron para acabar con la Muerte Roja.

La pareja pronto tuvo al enorme dragón persiguiéndolos hacia las nubes, donde la Muerte Roja los perdió de vista. Mientras soplaba fuego por todas partes con ira por haberlos perdido, la aleta caudal protésica de Chimuelo se incendió, dejándolos con poco tiempo para actuar. Chimuelo llevó a la Muerte Roja al suelo y esperó hasta que el dragón más grande estuviera a punto de escupir fuego antes de disparar una ráfaga de plasma más en su boca a la señal de Hipo. La enorme criatura se estrelló contra el suelo en una bola de fuego.

Aunque intentaron escapar de las llamas que corrían tras ellos, la pérdida de la aleta caudal protésica dejó a Hipo y Chimuelo incapaces de evitar una colisión con la cola de la Muerte Roja, lo que provocó que Hipo fuera derribado por la espalda de Chimuelo. Al ver a su amigo humano caer a su feroz muerte, Chimuelo se zambulló valientemente en el cuerpo explosivo de la Muerte Roja para salvarlo. Para alivio de Estoico y Astrid, Chimuelo pudo salvar la vida de Hipo envolviéndolo en sus alas, aunque no pudo salvar la pierna izquierda de Hipo del daño.

Después de regresar a casa, Chimuelo se llenó de alegría cuando Hipo se despertó de la batalla. Sintiendo la conmoción de su humano por haber perdido parte de su extremidad, ayudó a Hipo a caminar con su nueva prótesis, ambos ahora igualmente habían perdido una parte de sí mismos. Después de que Hipo descubrió que Berk había tomado a los dragones como compañeros, Bocón le dio a Chimuelo una nueva aleta caudal al final de la película y despegó hacia los cielos con su amigo una vez más.

En La Leyenda del Dragón Rompehuesos

Cuando la casa de Bocón se incendió debido a un par de pantalones en la estufa, Chimuelo e Hipo ayudaron a apagarlo. Chimuelo luego aterrizó cerca de Estoico, preocupándose por la seguridad de Bocón, junto con Hipo. El anciano culpó a un Rompehuesos por lo sucedido y se fue a buscar al dragón. Hipo decidió acompañarlo junto con los otros adolescentes. Comenzaron el viaje al día siguiente, dejando a sus dragones en Berk, incluido Chimuelo.

En El Libro de Los Dragones

Mientras Hipo, Astrid, Patapez y Bocón actualizaban el Manual de Dragones en el Gran Comedor, Chimuelo entró en el edificio en broma y saltó alrededor de su jinete. Cuando Hipo le preguntó al dragón qué estaba pasando, Furia Nocturna apuntó con entusiasmo su hocico hacia la cámara, mostrándoles a todos el nuevo entrenador de dragones (en este caso, el que mira el corto). Los adolescentes y Bocón luego describen brevemente varias especies de dragones y los orígenes del Manual de Dragones al entrenador. Después de que terminaron, Hipo declaró que no conoce la velocidad máxima de una Furia Nocturna. Chimuelo luego se agitó, entendiendo lo que dijo su jinete. Los adolescentes luego se fueron junto con Chimuelo, queriendo averiguar la respuesta.

En El Regalo de la Furia Nocturna

Mientras comienzan los preparativos para Snoggletog en Berk, Chimuelo despierta a Hipo saltando sobre su techo. Los dos salen a volar y prueban un nuevo movimiento, pero Hipo pierde su casco. La pareja regresa a casa donde son bombardeados con la noticia de que todos los dragones de la isla se han ido. Chimuelo parece querer seguirlo, lo que hace que Hipo se sienta culpable por el hecho de que Chimuelo no puede volar solo. Así que termina construyendo una prótesis especial para Chimuelo que le permite volar de forma independiente. Pero después de darle la nueva aleta de cola protésica a su dragón, Chimuelo se va tan rápido como los otros dragones.

Hipo, molesto porque Chimuelo aparentemente lo ha abandonado, más tarde descubre que los otros dragones han dejado a Berk para tener a sus bebés. Aunque no puede ver a Chimuelo en la isla a la que han ido, trae a los dragones de regreso a casa mientras Berk celebra a Snoggletog por fin. Él pregunta dónde pudo haber ido Chimuelo hasta que regresa el Furia Nocturna, intentando colarse en el pasillo sin ser notado. Rápidamente es visto y corre hacia su humano felizmente, revelando un casco cubierto de baba como regalo. Al darse cuenta de que Chimuelo se había ido para tratar de encontrar su casco perdido todo este tiempo, Hipo abraza a su dragón en agradecimiento.

Al día siguiente, después de despertar a Hipo, Chimuelo sacó la vieja aleta de la cola y la silla de montar en anticipación a su vuelo. A pesar de las protestas de Hipo para dejar de hacer el tonto ya que tiene su nueva cola automática, Chimuelo procede a aplastarla contra el suelo y arrojarla lejos. Empuja la silla hacia Hipo, dejando a su amigo asombrado de que el dragón prefiera volar con él o no volar en absoluto. Mientras la pareja despega y realiza una atrevida caída libre, Hipo comenta que, si bien pudo haberle dado independencia a su mejor amigo, Chimuelo le dio el mejor regalo: su compañía.

En Dragones de Berk

Chimuelo prácticamente nunca se aparta del lado de Hipo durante los eventos de la serie de televisión. Se revela que ahora duermen en la misma habitación donde Chimuelo tiene su propia cama hecha de una losa de piedra levantada del piso para que pueda calentarla de manera segura con su llama.

En Cómo Empezar Una Escuela de Dragones, los dragones de Berk corren desenfrenados, lo que hace que Hipo y Chimuelo intenten mantener la paz que tanto trabajaron para forjar. Después de demasiados incidentes, uno que involucró al propio Chimuelo, Estoico, a instancias de Mildew, decretó que los dragones serían desterrados una vez más. Hipo y Chimuelo logran encontrar una manera de usar las habilidades de los dragones para ayudar a los vikingos con la pesca y la agricultura. Estoico revierte su decisión y le da la responsabilidad de los dragones a Hipo y sus amigos. La Academia de Dragones de Berk ha comenzado oficialmente a entrenarlos.

En Vikingo a Sueldo, Chimuelo apoya a Hipo en sus intentos de ayudar a Bocón a encontrar un nuevo lugar dentro de la nueva comunidad de vikingos y dragones, ya que ya no había necesidad de armas para matar dragones. Cuando Colmillo se enfurece debido a un dolor de muelas, los dos dragones tienen una breve pelea hasta que Bocón logra descubrir la causa del comportamiento de Colmillo y le quita el diente, por lo que se vuelve "dentista de Dragones"

Durante los eventos de Casa de Animales, los instintos protectores de Chimuelo todavía se muestran ferozmente cada vez que Hipo se pone en peligro, logrando salvarlo de una avalancha y ayudar a ganarse la confianza de los animales circundantes.

Como se muestra en Confiamos en los Dragones, después de que ocurrieran varios desastres en la aldea aparentemente causados ​​por dragones, se culpa a Chimuelo por la destrucción de la armería. A petición de los aldeanos, Estoico una vez más destierra a los dragones de Berk, para alegría de Mildew.. Los jinetes llevan a sus dragones a la Isla de los Dragones y se ven obligados a dejarlos allí después de varias despedidas tristes. Hipo promete estar de vuelta con Chimuelo. Chimuelo espera en la isla a que Hipo regrese y mientras tanto mantiene la paz entre los otros dragones.

Como se muestra en Cómo Elegir a tu Dragón, Hipo se las arregla para convencer a Estoico de que comience a montar dragones. Estoico rápidamente decide que solo un Furia Nocturna es digno de un Jefe y monta a Chimuelo durante un día entero, lo que hace que se sienta agotado y solo sin Hipo. No queriendo una repetición al día siguiente pero respetando a Estoico lo suficiente como para no poder rechazar directamente al jefe, Chimuelo se esconde de Estoico. Después de varios intentos desastrosos de los otros jinetes para convencer a Estoico de las ventajas de sus dragones, Chimuelo se ve obligado a perseguir a un Dragón rebelde, que se revela como un Trueno Tambor. Chimuelo lo rastrea y ayuda al amigo del Trueno Tambor. Estoico se une a él durante un ataque de jabalíes y todos regresan a salvo a Berk.

Como se muestra en Flor de Dragón, Chimuelo pasa la mayor parte de su tiempo enfermo después de haber sido envenenado por Oleander Azul, junto con todos los demás dragones de Berk. Hipo, Estoico, Bocón y un Mildew reacio se ven obligados a rastrear y extraer veneno de un Scaldaron para usarlo como antídoto.

En Festival de Deshielo, durante el Festival, se mostró el lado competitivo de Chimuelo. Al principio se sintió mal por Hipo, a quien no le estaba yendo muy bien el primer día. El segundo día, como Hipo, dejó que su naturaleza competitiva se apoderara de él. Estaba tan decidido a vencer a Patán y Colmillo como su jinete. Sin embargo, Chimuelo pareció entender que Hipo lanzó la carrera y estaba bien con llegar en segundo lugar.

Durante los eventos de Locura Gemela, Hipo intenta enseñarle a Chimuelo las señales con las manos. Si bien está bien con "listo para la batalla" y "explosión de plasma", permanece un poco confundido con "sonrisa" y "búsqueda". Sin embargo, pudo engañar a Dagur el Desquiciado y sus Berserkers durante su ataque de dragón falso.

Meses más tarde en Vive y Deja Volar, Chimuelo inicialmente actúa muy malhumorado después de que Estoico emite una prohibición de vuelo. Comienza a irritar los nervios de Hipo, tratando de convencerlo de que se vaya en su vuelo nocturno y solo lo logra cuando Bocón habla con Hipo.

Durante los eventos de Carrera a la Isla Gusafuego, Chimuelo se enfrentó a Tormenta en un ejercicio de entrenamiento y pudo evadirla volando a una cueva y mezclándose en la oscuridad, junto con Hipo. Más tarde, cuando Colmillo cayó gravemente enfermo, ayudó a Hipo a recolectar gusanos de fuego y salvó a Patán de la Reina Gusafuego cuando Patán robó un peine de fuego de su nido.

Como se muestra en Miedo a Avanzar, Hipo y Chimuelo ayudaron a Astrid a acercarse sigilosamente a la Pesadilla Voladora, ya que solo un Furia Nocturna tenía el sigilo en la noche necesario para hacerlo. Los defendió a ambos de la Pesadilla cuando creyó que su fuente de alimento estaba siendo atacada, pero cuando descubrieron esto, Chimuelo se comió algunas de sus algas, lo que lo hizo brillar de color púrpura.

En El Más Feo, Chimuelo aprendió una habilidad de rescate que le dio una nueva forma de usar sus ráfagas de plasma disparando múltiples tiros mientras rodaba. Trató de consolar a Albóndiga cuando Patapez la descuidó, a favor de entrenar a su Terrible Terror, Iggy, para poder vencer a Patán en una competencia de entrenamiento.

Durante los eventos de El Resurgimiento del Skrill, Primera y Segunda Parte, Chimuelo e Hipo descubrieron un Skrill congelado cerca de Berk y se apresuraron a sacarlo de la isla, sabiendo cómo es venerado por los Berserkers.

En El Efecto Anguila, Chimuelo se come una anguila por error mientras intenta salvar a Hipo y se pone muy enfermo, atacando a Hipo y disparando su fuego al azar por todas partes. Cuando Chimuelo ve que ha lastimado a Hipo a través de su enfermedad, sale corriendo. Cuando Hipo y Patapez encuentran a Chimuelo, un enorme Tifómerang azul ataca y los eventos eventualmente llevan a Chimuelo a salir corriendo por el borde de un acantilado fuera de control. Hipo rápidamente pone su pie en el estribo y trata de controlar a Chimuelo, pero el dragón se niega a dejarlo pasar. Hipo y Patapez logran atrapar a Chimuelo el tiempo suficiente para darle la medicina para la anguila. Regurgita la anguila y vuelve a la normalidad.

En ¡Bing! ¡Bam! ¡Bum!, Chimuelo e Hipo, junto con Estoico y Thornado, descubrieron tres Truenos Tambores bebés en el mar y, sin saberlo, los llevaron de regreso a Berk, donde comenzaron a causar estragos y desastres. Chimuelo y los otros miembros de la Academia intentaron entrenar a los tres dragones, pero resultó que solo Thornado podía controlarlos, por lo que Chimuelo e Hipo, los dejaron en la Isla de los Dragones después de varios intentos fallidos. Descubrieron que los otros dragones de la isla los habían perseguido al mar en primer lugar, por lo que Chimuelo, Albóndiga y Thornado lucharon contra varios dragones de diferentes especies para defender a las crías. Luego, Chimuelo llevó a Hipo y Estoico de regreso a Berk ya que Estoico había dejado a Thornado para cuidar de las crías.

El El Origen de las Carreras de Dragones

Durante el corto que explica la formación de las Carreras de Dragones, se revela que el color preferido de Chimuelo para el evento es el rojo, a juego con su atuendo y el de Hipo. Chimuelo fue parte de las primeras Carreras de Dragones, encontrando ovejas en lugares donde otros dragones no podían, y estuvo muy cerca de ganar por su cuenta.

En Carrera al Borde

Durante los eventos de El Ojo del Dragón En Quien Lo Mira, Primera y Segunda Parte, han pasado tres años desde la guerra con los Berserkers. Chimuelo e Hipo vuelan con la esperanza de buscar nuevas tierras y dragones, pero es en vano. Después de que Johann fue sacado del océano, Chimuelo fue con su jinete y los otros jinetes al Cementerio de Barcos en un intento por capturar a Dagur. Una vez allí, Chimuelo fue con Hipo para echar un vistazo a la Guadaña, donde encontraron el Ojo de Dragón. Luego fueron confrontados por Dagur y sus Berserkers.

Después de que Hipo le entregó el Ojo de Dragón a Dagur a cambio de que se le permitiera salvar a sus amigos, Chimuelo intentó abrir la jaula, pero fue en vano. A pesar de este revés, los amigos de Hipo se salvaron y Chimuelo pudo recuperar el Ojo de Dragón de Dagur. Chimuelo luego fue con Hipo, Gothi y los otros jinetes a buscar a un diente de Espectro de Nieve. Allí lucharon contra el Espectro de Nieve para obtener uno de sus dientes para desbloquear el Ojo del Dragón. Después de que regresaron a Berk, Chimuelo pudo usar su fuego para encender el Ojo de Dragón.

Como se muestra en Armonía Imperfecta, Chimuelo estaba presente cuando Hipo mostró el Ojo de Dragón a Estoico y los otros miembros del Consejo de Berk. Después de darle permiso a su hijo para dejar Berk, Estoico le confió a Chimuelo para cuidar de Hipo, a lo que Furia Nocturna gruñe de acuerdo. Pronto llegaron a una hermosa isla donde los Jinetes se detienen a descansar. Sin embargo, a la mañana siguiente, los dragones se habían ido. Chimuelo luego encontró a Hipo y los demás, diciéndoles que los otros dragones estaban en peligro.

Con prisa, Chimuelo agarró la pierna de metal de Hipo y accidentalmente tiró de ella sin saberlo. Una vez que se da cuenta de que solo tenía la prótesis, se la devuelve a su jinete, con una mirada culpable. Después de perseguir a un Trueno Tambor salvaje, los Jinetes se encuentran con un nuevo dragón, el Canto Mortal, y descubren que atrae dragones con su canción, luego los atrapa en sus explosiones de ámbar para comérselos más tarde. Mientras los Jinetes intentaban liberar a sus dragones, Chimuelo se enfrentó al Canto Mortal, solo para ser atrapado, al igual que a todos excepto a Hipo. Usando el gel de Pesadilla Monstruosa que Patpan trajo, así como la ayuda del Trueno Tambor de antes, Hipo liberó a todos y atrapó al Canto Mortal en una cueva.

En Al Caer la Oscuridad, los Jinetes finalmente encontraron una Isla para usar como su base. Al igual que Hipo, Toothless no le gustaba que los otros Jinetes discutieran sobre diseños para su base. Cuando el dúo, junto con los gemelos, descubrieron los Terrores Nocturnos y capturaron a su líder, regresaron con los demás. Pronto se dieron cuenta de que los pequeños dragones estaban indefensos sin la guía de su Alfa. Chimuelo e Hipo devuelven al líder, al que Brutacio llamó Smidvarg a su manada, y persiguen a los Alacambiantes que los amenazaban. Después de decidir finalmente un diseño para su base, que llaman la Orilla del Dragón, los Terrores Nocturnos se convierten en los centinelas de la isla. Smidvarg reúne a la manada para formar una Furia Nocturna gigante como signo de su alianza.

En Gustav se ha ido, después de que Gustav Larson y Puadiente vinieron a visitar la Orilla, Chimuelo mostró una completa molestia hacia el niño y su dragón. Más tarde, cuando Gustav tomó el Ojo de Dragón sin permiso y se fue a una isla con la esperanza de encontrar un tesoro, Hipo y Chimuelo tuvieron que rescatarlo a él y a su Dragón. Al día siguiente, después de que Gustav desapareciera, Hipo recibió un mensaje que decía que Dagur lo había capturado. Hipo y Chimuelo luego van a rescatar al niño, pero Gustav finge estar del lado de Dagur. Hipo y Chimuelo se fueron sin él, pero en lugar de regresar al Borde, fueron a la isla donde rescataron a Gustav antes y se escondieron en las cuevas. Allí, tendieron una emboscada a Dagur y rescataron a Gustav. También encontraron una lente del Ojo del Dragón en el proceso. Luego regresaron a la Orilla, donde Hipo compartió la noticia con los otros jinetes.

Durante los eventos de Un Dragón que Viaje, Primera y Segunda Parte, Chimuelo luego ayudó a los jinetes a localizar a un dragón rebelde y su jinete. Chimuelo fue capaz de dispararle al dragón y a su jinete, quien se reveló a sí misma como Heather. Chimuelo fue capaz de seguir a Heather hasta la nave del comerciante Johann, donde él e Hipo obligaron a Johann a darle información sobre el próximo objetivo de Heather; Dagur.

Chimuelo luego salvó a Heather y Cizalladura de las cadenas de Dagur y escapó, de regreso al Borde. Allí, Chimuelo les dijo a los otros dragones que se alejaran de Cizalladura. Chimuelo luego ayudó a Hipo a convencer a Heather de que no matara a Dagur porque era su hermano.

En Pesadilla Total, Chimuelo luego ayudó a Colmillo y Patán a defender los huevos de la Chica Colmillo de la Pesadilla Monstruosa Ala Titánica.

En Enemigo de mi Enemigo, Chimuelo es derribado con una flecha de raíz de dragón. Aterriza en una Isla y él y Hipo son encontrados por Dagur. Dagur, que se ha convertido en una persona mucho mejor después de un largo período de aislamiento, ayuda a Hipo a hacer la cura para la raíz de dragón. Sin embargo, Hipo es capturado por los Cazadores de Dragones. Chimuelo, una vez curado, permite que Dagur lo monte para salvar a Hipo.

En Aturdido, Segunda Parte, Hipo y Chimuelo finalmente destruyen la última de las naves de los Cazadores y el Proyecto Artillería. Ryker Grimborn muere, se cree que Viggo muere y, con suerte, los Cazadores de Dragones fueron neutralizados para siempre.

En El Inicio de la Destrucción, Krogan, el Cazador de Dragones, hace que Voladores montados en Cola Quemantes ataquen la Orilla. Como Hipo y Chimuelo están lejos, Krogan puede tomar la Orilla con solo unas pocas bajas. Durante el resto de la temporada, los Voladores continúan atacando a los Jinetes y capturando dragones, junto con los Jinetes que se creía habían sido derrotados y Viggo Grimborn, que había sobrevivido. Hipo y Chimuelo logran derrotarlos cada vez que se trata de un combate directo, pero los Voladores continúan fortaleciéndose y continúan cazando y matando dragones hasta que los Jinetes encuentran al Salvajibestia de la Isla Berserker, supuesto Rey de los Dragones y que él mata a los cazadores (exepto a Krogan quien es matado por Drago Manodura).

En Como Entrenar a tu Dragón 2

En la segunda película, Hipo y Chimuelo han comenzado a explorar las áreas más allá de Berk, así como a experimentar con un nuevo traje volador que Hipo ha desarrollado para permitirle volar junto a Chimuelo. Casi han perfeccionado el arte de sus vuelos, pero no lo suficiente como para evitar que se estrellen después de otra prueba fallida. Después de burlarse de Hipo con la amenaza de tirarlo por el borde del acantilado, Chimuelo juega peleas con Hipo y lo "derrota" con múltiples lamidas en la cara. Después de que Astrid llega con Tormenta, Chimuelo juega con su compañero dragón mientras Hipo y Astrid hablan sobre el futuro de Hipo.

Hipo se da cuenta de una misteriosa columna de humo que se eleva en la distancia y Chimuelo lo lleva a las fuentes del humo, junto con Astrid y Tormenta. Allí, se encuentran con Eret y sus cazadores de dragones, logrando escapar de su fuerte en ruinas con la noticia de un misterioso ladrón de dragones y el notorio Drago Manodura. Aunque Estoico ordena que Berk sea bloqueado cuando se entera de que Drago viene, Chimuelo e Hipo vuelan desafiantes dos veces, incluso cuando le dice al dúo que no se puede razonar con Drago.

Durante su vuelo, Chimuelo muestra una preocupación visible por la frustración de Hipo con su padre antes de encontrarse con un misterioso Jinete o cazador de Dragones enmascarado sobre su Dragón, un Cortatormentas. Mientras una horda de dragones bajo el control del misterioso jinete le roba a Hipo de su espalda, Chimuelo cae en picado al suelo helado e intenta en vano volar tras Hipo. Pronto es invadido por Shocks Marinos y llevado a la casa del jinete.

Aunque protector de Hipo, Chimuelo queda dócil por las habilidades del jinete. Ella se revela a sí misma como Valka, la madre perdida de Hipo hace mucho tiempo y comparte con ellos sus 20 años de experiencia en secretos de dragones. En un vuelo particular donde Chimuelo disfruta de un gran bocado de pescado, ella revela una serie de "picos" ocultos en la espalda de Chimuelo que posteriormente puede extender a voluntad para aumentar su maniobrabilidad en el aire. Chimuelo más tarde observa feliz cómo Hipo, Estoico y Valka se reúnen y planean convertirse en una familia una vez más en Berk.

La reunión se interrumpe cuando Drago y su Salvajibestia aparecen e intentan destruir el Santuario. Después de matar al antiguo Alfa, Drago ordena a su Salvajibestia, ahora el nuevo Alfa, que tome el control de Chimuelo. Aunque trata de resistir, ningún dragón puede resistir la orden del Alfa y Chimuelo queda hipnotizado. Sin responder a ninguna de las palabras de Hipo, avanza implacablemente hacia su humano para matarlo. Mientras Chimuelo se prepara para disparar, Estoico se interpone en el camino para salvar a su hijo a costa de su propia vida. Chimuelo se libera temporalmente del control del Alfa e intenta acercarse a Hipo y Estoico, sin saber qué ha sucedido. En su dolor y pena, Hipo le grita a Chimuelo que se vaya. Herido por las palabras de sus amigos, Chimuelo huye del área, lo que le permite a Drago usar su Salvajibestia para tomar el control de él una vez más, por lo que Hipo se arrepiente de lo que ha dicho y grita el nombre de Chimuelo. Chimuelo lleva a Drago de espaldas para liderar el asalto a Berk.

Drago llega a Berk y le ordena al Alfa que congele la isla. Hipo y los otros jinetes, que regresan a casa montados en los bebés Clavagarras que están fuera del control del Alfa, llegan para detenerlo. Aún burlándose de las creencias de Hipo en el entrenamiento de dragones, Drago le da a Hipo la oportunidad de 'hablar' con Chimuelo. Hipo le asegura a su dragón que la muerte de Estoico no fue su culpa y el control del Alfa comienza a fallar.

Mientras Hipo le ruega a Chimuelo que vuelva con él, el vínculo entre el humano y el dragón le permite a Chimuelo liberarse del control del Salvajibestia y tirar a Drago de su espalda. Hipo le banda los ojos a Chimuelo para que no sea controlado una vez más y loran escapar del alfa . Sin embargo, a pesar de aparentemente haber ganado la batalla, el Alfa congela a Chimuelo e Hipo en una prisión de hielo.

El hielo repentinamente explota y Chimuelo emerge no solo después de haber protegido a Hipo, sino también de un azul brillante con energía pura como una demostración de dominio. Enfurecido por el atentado contra la vida de Hipo, Chimuelo posteriormente desafía al Salvajibestia directamente, rompiendo su control sobre los otros dragones con implacables ataques de fuego y reuniéndolos para ayudarlo.

Mientras él y Hipo le dan a Drago una última oportunidad para retroceder, Chimuelo ordena a los otros dragones que usen su fuego sobre la bestia gigantesca y finalmente rompe uno de los cuernos del Salvajibestia, obligándolo a huir. Con Berk salvado del ataque de Drago, los dragones reunidos reconocen a Chimuelo como su nuevo Alfa y la Furia Nocturna se une a la celebración de que Hipo se haya convertido en el nuevo jefe de Berk.

En Como Entrenar a tu Dragón 3: El Mundo Oculto

Al comienzo de la tercera película, Chimuelo sigue siendo el Dragón Alfa . Mientras ataca una de las naves de los Cazadores al comienzo de la película, Chimuelo siente algo y se gira brevemente para comprobar qué era. Después de no ver nada, decide irse con Hipo y el resto de los Jinetes de Dragones. La noche después de regresar, Chimuelo e Hipo se retiran a un acantilado cerca de Berk, donde Hipo mira su mapa, y Chimuelo mira con nostalgia la prótesis de pierna de Hipo. Hipo pregunta si lo quiere, y luego lo lanza para que Chimuelo lo busque, lo que hace felizmente, luego de escuchar un sonido extraño, Chimuelo corre hacia el borde del acantilado y luego se desliza hacia el bosque.

Más tarde, en el bosque, Chimuelo deambula buscando algo. Usa su olfato para sentir dónde está. Camina más y más en el bosque hasta que ve a una dragón hembra blanca (más tarde apodada Furia Luminosa por Astrid) acostada en una parte del bosque. El dragón se da vuelta y ve a Chimuelo, gruñiéndole. Chimuelo se asusta pero luego se acerca al dragón. Se miran el uno al otro hasta que se escucha un chasquido y el dragón dispara una ráfaga de plasma a un árbol. Hipo y Astrid llegan al bosque. El dragón les dispara una ráfaga de plasma, pero Astrid logra empujar a Hipo fuera del camino de la ráfaga. El dragón está a punto de disparar otra ráfaga de plasma, pero Chimuelo la detiene. Sin embargo, el dragón se asusta y se aleja volando de ellos. Chimuelo trató de seguirla trepando a los árboles. Pero luego el dragón dispara una ráfaga de plasma y vuela a través de él, volviéndose invisible y entristeciendo a Chimuelo.

Después del encuentro, Chimuelo comienza a enamorarse y está decidido a encontrar a la Furia Luminosa nuevamente, Hipo y Brutacio luego descubren las trampas para dragones de Grimmel en el bosque. Grimmel visita a Hipo esa noche, pero este último ha preparado una emboscada para capturarlo; Grimmel logra escapar, quemando la casa de Hipo en el proceso. Hipo reúne a los ciudadanos y dragones de Berk para que dejen a Berk en una búsqueda para encontrar el Mundo Oculto, y finalmente la ve en la mitad del viaje cuando todos los Berkianos están volando lejos de Berk. Chimuelo se distrae tanto con la belleza de la Furia Luminosa que casi se olvida de que ella intenta arrojar a Hipo al océano y vuela para salvar a su jinete. Chimuelo se vuelve a decepcionar cuando vuelve a desaparecer.

No mucho después de que los Berkianos se establezcan en Nueva Berk, Hipo está durmiendo. Chimuelo se despierta sintiendo que algo está cerca, lo que hace que Hipo se caiga y se despierte. Chimuelo sale de la cabaña de Hipo y nota que las hojas se mueven, lo que hace que el curioso Chimuelo las revise. Los huele y felizmente descubre que la Furia Luminosa está muy cerca. Entonces aparece la Furia Luminosa, lo que hace que Chimuelo se emocione mucho. La Furia Luminosa gruñe y desaparece de nuevo. Chimuelo la sigue y se miran el uno al otro antes de que él golpee su cabeza contra algo. Chimuelo la pierde de vista, pero luego la ve en el lado opuesto de una cabaña. La Furia sale corriendo y también Chimuelo. Hipo sale de su cabaña, bostezando.

La Furia Luminosa vuela muy rápido mientras Chimuelo se pone al día, corriendo. Sin embargo, Chimuelo deja de correr justo antes de una colina. La Furia Ligera aterriza más allá de la colina viendo a Chimuelo encaramado en la colina. Chimuelo da un paso elegante para bajas de la colina pero cae locamente. Hipo llega pero observa desde donde estaba sentado Chimuelo en la colina. Chimuelo descubre que Hipo está en la colina y lo ve hacer gestos de vuelo. Chimuelo agita sus alas, pero la Furia Luminosa solo responde lamiendo a sí misma. Chimuelo observa a Hipo hacer otro baile, pero pisa un palo, lo que hace que se rompa y que la Furia Luminosa mire hacia la colina. No ve a Hipo pero sospecha. Chimuelo comienza a batir sus alas muy rápidamente, pero se sale de control y le tira arena a la Furia Luminosa. Luego estornuda y Chimuelo se frustra consigo mismo. Mira a Hipo que levanta el pulgar y hace un baile de gallina. Toothless realiza lo que Hipo le mostró, pero ridiculamente y la Furia Luminosa no entiende lo que hace. Entonces Chimuelo realiza varios bailes extraños, lo que hace que Furia Luminosa se agite y Hipo se palme la cara.

Cuando Chimuelo se acerca demasiado a la Furia Luminosa, ella lo golpea en la cara y el se aleja, aturdido. Luego la Furia Luminosa vuela a una rama, se cuelga de ella y se cubre la cara con sus alas. Hipo parece preocupado mientras Chimuelo camina hacia el comienzo de la rama. Chimuelo apunta hacia el final de la rama con su ala y luego camina hacia el final de la rama. Chimuelo mira a Hipo que le muestra un gesto con la mano que sugiere que la rama se romperá. Sin embargo, Chimuelo interpreta mal y entiende que tiene que romperla. Chimuelo rebota hacia arriba y hacia abajo en la rama, lo que hace que la Furia Luminosa se agite más. Chimuelo finalmente rompe la rama y se cae de ella. La Furia Luminosa, todavía colgando de la rama, cubre su rostro con sus alas nuevamente.

Hipo agita sus brazos, tratando de llamar la atención de Chimuelo. Chimuelo mira a Hipo y se siente decepcionado por lo que lo muestra la espalda, enojado, pesando que el plan de Hipo funcionó mal (aunque fuera él quién interpretó mal), pero luego agarra una parte de la rama y comienza a dibujar algo en la arena. Esto hace que la Furia Luminosa sienta curiosidad, por lo que separa un poco sus alas para ver. Luego, interesada, se deja caer al suelo y comienza a verlo dibujar. Chimuelo termina de dibujar y la Furia Luminosa entiende que él dibujo su cara.

La Furia Luminosa se acerca al dibujo de Chimuelo, pisándolo, y hace que Chimuelo se enoje. La Furia Luminosa le devuelve el gruñido, pero Chimuelo deja caer la rama de su boca con asombro y la Furia Luminosa parece sorprendida. Lueo, entiende que a Chimuelo no le gusta que pisen sus dibujos. Entonces, la Furia Luminosa camina alrededor del dibujo hacia Chimuelo, y se miran el uno al otro. Hipo se ve feliz. Luego, la Furia Luminosa se aleja y despega, invitando a Chimuelo a seguirla. Ella vuela alrededor de Chimuelo mientras él corre a través de las rocas, incapaz de volar por su cuenta. La Furia Luminosa se cierne y se da cuenta de que Hipo está en la colina, lo que la enoja y se va volando. Chimuelo intenta volar con ella, pero él simplemente cae al lago. Chimuelo mira su cola y la arroja al agua con enojo. Hipo se ve molesto y pensativo.

Hipo eventualmente le da a Chimuelo en una aleta trasera automática que le permite volar solo y encontrar la Furia Luminosa. Los dos dragones se reencuentran mientras se elevan juntos hacia una tormenta. La Furia Luminosa le muestra a Chimuelo cómo puede cubrir todo su cuerpo volando en una explosión de plasma y le pregunta si puede hacer lo mismo. Después de un par de intentos fallidos, Chimuelo canaliza sin saberlo un rayo hacia su cuerpo para amplificar su explosión de plasma, lo que le permite volverse invisible. Mientras los dos dragones ascienden por encima de la tormenta, Chimuelo lame la Furia Ligera en su cabeza, lo que la lleva a desmayarse por él. Luego vuelan juntos hacia el Mundo Oculto.

Mientras los dragones del Mundo Oculto aceptan a Chimuelo como su Alfa, Chimuelo y la Furia Luminosa bailan juntos para convertirse oficialmente en pareja. El tierno momento se interrumpe inadvertidamente cuando Chimuelo se da cuenta de que Hipo y Astrid están siendo perseguidos por los otros dragones, lo que lo obliga a dejar atrás a su pareja.

Chimuelo inicialmente se entristece de tener que dejar atrás a la Furia Luminosa pero se vuelve extasiado cuando ve que ella los ha seguido de regreso a Nueva Berk. La reunión se interrumpe cuando Grimmel los captura a los dos y obliga a todos los dragones de Berk a entregarse a los Señores de la Guerra.

Durante la batalla, Grimmel usa el veneno de Garra Mortal para esclavizar a la Furia Luminosa, Chimuelo e Hipo los persiguen, pero no están dispuestos a vencer al cazador mientras él la controla. Chimuelo luego usa su técnica de camuflaje para electrocutar a los Garras Mortales de Grimmel que lo rodean a él y a Hipo, lo que hace que caigan a la muerte y vuelen alrededor de Grimmel mientras Hipo se desliza para rescatar a la Furia Luminosa. Grimmel luego lanza a Chimuelo en el aire y a Hipo, al darse cuenta de que no puede salvar a Chimuelo por sí mismo, libera a la Furia Luminosa y le dice que salve a Chimuelo antes de caer con Grimmel. La Furia Luminosa rescata con éxito a Chimuelo antes de regresar para salvar a Hipo, mientras permite que Grimmel caiga y muera.

La batalla ganada, de vuelta en la isla, Hipo se da cuenta de que los dragones probablemente nunca estarán a salvo en el mundo humano y que el Mundo Oculto es donde realmente pertenecen. Con gran tristeza, Hipo y Chimuelo se despiden mientras todos los berkianos liberan a sus dragones. Chimuelo y la Furia Luminosa luego llevan a los dragones al Mundo Oculto.

En Como Entrenar a tu Dragón: Regreso a Casa

De vuelta en el Mundo Oculto, Chimuelo extraña a su amigo. Hace un dibujo de Hipo y Nueva Berk en la arena. Luego se lo muestra a la Furia Luminosa y sus hijos. Dart, aburrida de las rutinas diarias de vivir en el Mundo Oculto, siente curiosidad por conocer el origen de la imagen. Esa noche, mientras sus padres duermen, Dart convence a sus hermanos, Pouncer y Ruffrunner, de escabullirse del Mundo Oculto y volar a Nueva Berk con ella. Cuando Chimuelo se despierta, no nota nada fuera de lo común en las pilas de rocas que los niños han dejado en su lugar. La Furia Luminosa, sin embargo, se despierta un minuto después y enciende un cristal como una luz en su sospecha. Entonces, los padres entran en pánico al darse cuenta de que sus hijos se han ido.

En Nueva Berk, Bocón acepta ayudar a Hipo y Astrid con la actuación, ya que lo ve como una oportunidad para recordarles a los jóvenes de Nueva Berk el impacto que Estoico tuvo en su aldea. Se presenta a sí mismo como Estoico y Brutacio como Hipo, mientras que el Hipo real crea un traje mecánico que se asemeja a Chimuelo. Para consternación de Hipo, Bocón retrata a Estoico como el héroe que une a los vikingos y los dragones en lugar de él.

Durante su ensayo, las Luces Nocturnas llegan a Nueva Berk y se escabullen por el pueblo. Dart vislumbra a Hipo, pero el grupo se retira al encontrarse con el disfraz de Chimuelo de Hipo que confunden con su padre y una oveja. Chimuelo y la Furia Luminosa finalmente los atrapan y los padres los regañan, dando a los jóvenes dragones una seria reprimenda. En ese momento, sin embargo, comienza el espectáculo, por lo que la familia decide sentarse y mirar desde lo alto de un banco nevado.

El espectáculo rápidamente se vuelve desastroso cuando Bocón enciende accidentalmente todo el escenario en llamas. Hipo se sale de control con su disfraz y se cae por el acantilado, pero Chimuelo logra rescatarlo a tiempo. Mientras que Hipo está confundido e incapaz de ver, creyendo que Bocón lo ha salvado, Toothless reconoce el olor familiar de su maestro incluso después de todo el tiempo pasado, y lame la cabeza del disfraz con aprecio. Gracias al humo del fuego que aún cubre el escenario, Chimuelo puede reemplazar a Hipo y ayuda a Bocón a terminar el espectáculo recreando el momento en que permitió que Hipo lo tocara. Tanto la familia de Nueva Berk como la de Chimuelo aplauden la actuación y recuerdan el vínculo que los vikingos tienen con los dragones. Después de que termina el espectáculo, Zephyr va detrás del escenario para ver cómo está su padre y termina conociendo a Chimuelo antes de que se vaya con su familia. Conmovida por el comportamiento amable del Furia Nocturna, cambia su opinión sobre los dragones, y le dice a su padre que Chimuelo es "adorable" mientras regresa a casa.

A pesar del caos del concurso, Hipo, Astrid y Bocón ven que han tenido éxito al presenciar que los niños de Nueva Berk desarrollan una nueva apreciación tanto por Estoico como por los dragones. Cuando llegan a la residencia Abadejo, encuentran un cristal brillante del Mundo Oculto y ven que el cuenco que contenía la ofrenda del pez favorito de Chimuelo está vacío. Corren afuera y ven a Chimuelo, la Furia Luminosa y las Luces Nocturnas volando lejos de Nueva Berk. La experiencia le recuerda a Hipo que sus seres queridos siempre están cerca siempre que los tengan en sus corazones. Astrid comenta que su familia debería devolver el favor visitando a Chimuelo y los dragones en el Mundo Oculto, lo que lleva al epílogo de la tercera película varios meses después.

Poco después de que la familia de Chimuelo visitara Nueva Berk; Hipo, Astrid y sus hijos devuelven el favor y visitan a sus dragones en el Mundo Oculto. Cuando llegan a la entrada, Chimuelo no reconoce a Hipo al principio y asume una postura defensiva en su bote para proteger a su familia. Chimuelo finalmente capta el aroma familiar de Hipo y felizmente se reúne con su antiguo jinete. Luego se ve a Hipo y Astrid volando desde Chimuelo y Tormenta respectivamente con sus hijos, con la Furia Luminosa y las Luces Nocturnas siguiéndolos de cerca.

Relaciones Humanas

Hipo

Hipo es el jinete de Chimuelo y su mejor amigo. Comparten un vínculo especial mas fuerte que ningún otro.

120.984x120.984px



Estoico el Vasto

Chimuelo y Estoico tuvieron un comienzo realmente malo desde el momento en que se conocieron. Estoico ataca a Chimuelo, viéndolo como la última amenaza para la isla. Pero luego de que Chimuelo salve a Hipo, Estoico agradece profundamente al dragón por salvar a su hijo, y los dos comienzan a tener un gran respeto el uno por el otro.

En las series, Chimuelo continúa mostrando respeto por Estoico debido a su condición de jefe, pero ocasionalmente entra en conflicto con sus intereses cuando la naturaleza obstinada del vikingo entra en juego.

En Armonía Imperfecta, Estoico se confió a Chimuelo para que cuidara de Hipo mientras exploraban nuevas tierras.

En construcción...

Curiosidades

  • Los primeros tres diseños para Chimuelo fueron:
  1. Terrible Terror
  2. Mortífero Nadder
  3. Skrill
  • Para crear a Chimuelo en la película se basaron en panteras y gatos negros, aunque comparte mucha similitud con el ajolote mexicano. Aunque también se cree que es como una combinación entre gato, murciélago y dragón.
  • En los comentarios de la película dicen que para no dañar su rostro, sus pupilas se dilatan cuando esta tranquilo y se reducen cuando esta enojado lo que se ve en varias ocasiones.
  • Chimuelo tiene la capacidad de usar su rugido como un sonar, como un murciélago.
  • En "El libro de los dragones", Hipo dice que nunca ha visto otro Furia Nocturna. Esto puede indicar que Chimuelo es el último de su especie, o que hay pocos o ningún Furia Nocturna en las tierras alrededor de Berk.
  • Chimuelo posee una audición muy desarrollada, esto se demuestra en la película cuando Hipo estaba en peligro y Chimuelo lo escuchó desde el claro donde se encontraba.
  • Chimuelo tiene la capacidad de controlar a voluntad la intensidad de su flama, un ejemplo es en la película cuando llegan unos Terribles Terrores y a uno le dispara una mini-bola de fuego.
  • A pesar de ser considerado:"La cría maligna del relámpago y la muerte misma", en "Cuando cae un rayo" se ve claramente que le tiene miedo a los rayos.
  • Chimuelo comparte muchas similitudes con el personaje Stich de la serie "Lilo y Stich". Esto no es una coincidencia y se debe a que el equipo creativo detrás de Cómo entrenar a tu Dragón (Chris Sanders y Dean DeBlois) es el mismo dúo que está detrás de "Lilo y Stich".
  • Se dice que Chimuelo solo puede lanzar bolas de fuego purpura como misiles, pero en la película se demuestra que, al igual que el Skrill puede crear una especie de fuego blanco, que utilizo para calentar el lugar donde estaba.
  • En la película sus ojos son verdes amarillentos, pero, en la serie se muestran de color blanco.
  • Al igual que Hipo, le falta una parte de su cuerpo la cual es reemplazada con una prótesis.
    • Hipo y Chimuelo han perdido una extremidad y lo mas curioso es que ambas han sido del lado izquierdo.
  • Cuando Valka examina a Chimuelo en Cómo Entrenar a Tu Dragón 2, le dice que probablemente ese sea el último Furia Nocturna que existe ya que se supone se extinguieron hace mucho.
    • Valka también revela que Chimuelo tiene la misma edad que Hipo.  
  • Chimuelo puede emitir un brillo azul en ciertas partes de su cuerpo al tener un fuerte vinculo con su jinete, en este caso Hipo. 
  • Chimuelo tiene el poder y la fuerza para controlar su fuego, en este caso un misil de plasma. 
  • Chimuelo tiene un ataque tan poderoso que incluso pudo romper el colmillo izquierdo de la Salvajibestia de Drago Manodura.
  • Chimuelo como todos los furias nocturna es monógamo, eso significa que elige solo una pareja en toda su vida (en el caso de Chimuelo la Furia Luminosa), y si esa pareja muere el Furia Nocturna no va a tener pareja nunca más.

Galería

Advertisement